La Federación Española de Familias Numerosas (FEFN) junto con DNA Expertus Turismo y Ocio ha llevado a cabo su VI Estudio de Turismo Familiar en España, dentro del proyecto del Sello de Turismo Familiar, que ha analizado las pautas de consumo turístico de las familias en España en 2018 en base a 850 encuestas, realizadas en su mayoría a socios de la FEFN. En términos generales, el 89,5% de los encuestados ha señalado que al menos ha realizado un viaje de vacaciones familiar en el último año, lo que supone un descenso del 3,3% con respecto a los datos recabados en 2017. En este sentido, la mayoría de las familias realiza 2 viajes al año (34,2%, un 3,5% más que el período anterior), seguidas de las que realizan 1 viaje (25,3%, con un incremento de 5% con respecto a 2017), y de las que realizan 3 viajes, que disminuyen con respecto al año anterior (-4,3%). Asimismo, disminuyen las familias que realizan 4 viajes o más: un 18,7% de las encuestadas así lo asegura, frente al 22,9% que lo hicieron en 2017. Resumiendo, y en promedio, las familias hacen 3,92 viajes al año por España y 1,27 al extranjero.

Las familias viajan más en fines de semana y puentes (44,6%) que en vacaciones (33,1%), en Semana Santa (12,5%) y en Navidad (9,8%). En este sentido, cabe destacar que Madrid pasa a ser el destino preferido para las familias para estas próximas fechas navideñas (sube un 11,3% en intención de viajeros con respecto a 2017), seguido de Andalucía (que baja en intención un 5%), Castilla y León, Cataluña y Comunidad Valenciana.

En términos generales, los padres siguen siendo los que más influyen a la hora de decidir el destino de viaje, aunque los hijos ganan terreno en las vacaciones de verano: en 1 de cada 3 familias los hijos son determinantes en esta época. Agosto sigue siendo el mes preferido para viajar (63,5%), seguido de julio (52,7%) y septiembre (24,3%). Cabe destacar el importante ascenso registrado en el mes de julio (9,3% con respecto al año anterior) frente a la bajada del mes de abril (-9,8%). El promedio de personas que participan en estos viajes es de 4,77, en la inmensa mayoría padres e hijos pero también, ocasionalmente en el 51,3% de los casos, los abuelos (que sube su presencia un 3,4% con respecto a 2017).

Gasto familiar
Y aunque las familias numerosas españolas han viajado menos, han gastado más. A ello contribuye el hecho de haber aumentado en número con respecto al año anterior (+10,9%) y el haber aumentado también el gasto promedio por persona y día: en fines de semana y puentes, 74,22 euros (+5,7%); en Navidad, 39,88 euros (+19,4%); en Semana Santa, 42,49 euros (+16,4%); y en vacaciones de verano, 40,55 euros (+6,7%). Esto supone un impacto económico del turismo de familias numerosas de 2.252 millones de euros, que extrapolado a las familias con hijos, asciende a 18.316 millones. En este último caso, se advierte una ligera disminución con respecto al año anterior (-1,1%), que habría que entenderlo en el contexto de un menor gasto medio por familia en las vacaciones de verano (-3,6%), una disminución del número de viajes que realizan las familias (-2,9%) y una reducción del número de familias viajeras (-0,52%).

El estudio revela que la principal fuente de gasto en los viajes de ocio y turismo familiares sigue siendo el alojamiento, seguido de la alimentación y el transporte, en todas las épocas del año. Cabe destacar el descenso del peso de las compras de Navidad (-2,7%) con respecto al año anterior.

El alojamiento hotelero es el preferido, en términos generales, para las salidas en familia, con un notable ascenso del 6,2% con respecto al año anterior, al que se suma también el ascenso en cuanto a las preferencias de los apartamentos turísticos (+3,5%) frente a la caída de las casas de familiares y amigos (-2,7%). El interés por los camping y los cruceros también sube (1,3% y 0,7%, respectivamente). Si se especifica por épocas del año, los hoteles son preferidos para los fines de semana y puentes y las vacaciones de verano, y las casas de familiares y amigos para la Navidad y la Semana Santa.

El que el alojamiento esté adaptado a las familias retoma su primer puesto en cuanto a la importancia que las familias le dan a los elementos del viaje (83,3%), seguido de la seguridad (80%) y el entorno agradable (78,1%). Durante 2018 se ha registrado también un incremento en la importancia que las familias dan a la calidad y a la personalización del viaje, con un 2,2% y un 1,4% más de interés. En cuanto a las características del alojamiento, siguen primando las ofertas y descuentos en los precios, seguido del confort y de habitaciones amplias y/o comunicadas. En general, se observa un descenso en el interés por los productos muy adaptados a familias; los casos quizás más significativos son el descenso en la importancia que se le da a la gastronomía adaptada a niños (-5,6%) y a las actividades infantiles (-5%).

Pueblos de costa, tomar el sol y en Andalucía
Los pueblos de costa siguen siendo los destinos preferidos por las familias para las vacaciones de verano (55,5%), y también en este año por primera vez para la Semana Santa (24,7%). Para los fines de semana y puentes, los encuestados siguen prefiriendo el destino rural, aunque muy por debajo del año pasado (-6%), incrementándose notablemente las preferencias por el pueblo de costa (+6,5%).

En Navidad, el pueblo de interior es el destino preferente (25%), seguido de la ciudad de interior (23,4%). Andalucía es el destino preferido de las familias para todas las épocas del año, incluido el invierno. Así, las preferencias de las familias para viajar en primavera son Andalucía, seguida de Comunidad Valenciana, Asturias, Cataluña y Extremadura; en verano: Andalucía, Comunidad Valenciana, Baleares, Asturias y Galicia; en otoño: Andalucía, Cataluña, Castilla y León, Comunidad de Madrid y Aragón; y en invierno: Andalucía, Canarias, Comunidad de Madrid, Cataluña y Aragón.

Como mejor destino de playa para ir en familia, los encuestados han destacado Cádiz; como mejor destino de islas, Canarias; mejor país europeo, Italia; y mejor ciudad europea, París.

En cuanto a las actividades que a las familias les gusta hacer en sus tiempos de vacaciones, la que más sube en interés de los encuestados es tomar el sol, con un 3,4% más con respecto al año anterior, seguida del aumento del 3% en las actividades de baño, que por otro lado continúa situada en el primer puesto, con 79,7%. Son las dos únicas actividades que suben en interés; el resto bajan, de forma más acusada las actividades relacionadas con la naturaleza y el ecoturismo (-8,1%), las visitas culturales (-7,5%), los paseos y caminatas a pie –que, aunque en segundo lugar después de baños, descienden un 5,8%–, y salir a cenar (-6,5%).

Por productos turísticos, continúa en primer puesto el turismo de sol y playa (38,5%, con un incremento de un 8,8% con respecto al año anterior), seguido del cultural (17,4% con un aumento del 1,8%). Suben también con respecto al año pasado el turismo de compras y el enológico, y el resto de los productos descienden con respecto al año pasado: senderismo, turismo activo, gastronómico, de nieve, agroturismo, rutas, bienestar y salud y cicloturismo y BTT.

Organización de los viajes familiares
La mayoría de las familias viaja con reserva previa (97,4%), realizada con entre 1 y 3 meses de antelación (46,9%) y a través de las webs directas (47,3% frente al 35% del año pasado), especialmente en el caso de los billetes de transporte (65,6%), del alojamiento (65,1%) y de alquiler de vehículo y paquetes escapada/viajes (49,5% y 49,4% respectivamente). Cabe destacar este año el incremento notable que ha habido de reservas, por cualquiera de los medios, de los cruceros (19,3% frente al 6,5% del año pasado) y de las ofertas de última hora (20,8% frente al 14,1% del año pasado).

Los amigos y familiares son la fuente principal de información durante la fase de búsqueda de viaje (utilizados por el 59% de las familias encuestadas), seguido por los motores de búsqueda (55,7%) y las webs especializadas en familias (51,2%). También destaca el uso de webs con opiniones sobre viajes y las de destinos turísticos. Y aunque durante el viaje la mayoría de las familias no consulta ninguna fuente de información, el 34% acude a una Oficina de Información.

A pesar de que el 66,9% de las familias utiliza redes sociales siempre, habitualmente o frecuentemente, a la hora de viajar el uso de estas plataformas es muy reducido. Las utilizan principalmente para buscar información en la fase de inspiración (68,8%) y durante el viaje (60,3%), y casi la mitad (46,6%) publica fotografías, vídeos o comparte sus experiencias durante y después del viaje.

Fuente

قالب وردپرس